Exposición Pintura Boleta | Salón Comunal

Participan:

Fernando Uhía
Profesor Asociado

Inicia

agosto 15, 2019 - 5:00 pm

Termina

septiembre 13, 2019 - 8:00 pm

Dirección

Salón Comunal - Transversal 27a # 53b-25, Bogotá.   Ver mapa

la pregunta es: ¿cómo es posible ser boleta en la Era Neobarroca actual, en la que todo ya es boleta?

…Dentro de esta “ilógica”, el significado de boleta, en diccionarios formales e informales de colombianismos, tiene un rasgo permanente y otros temporales. El rasgo permanente es la ostentación ridícula en objetos o en personas, y los intercambiables son lo excesivamente llamativo, de mal gusto, y lo barroco. A la luz de la paradoja enunciada arriba, la pregunta es: ¿cómo es posible ser boleta en la Era Neobarroca actual, en que todo ya es boleta? 6 Lo Neobarroco es una estética nombrada por Omar Calabrese y se caracteriza por la atomización de la boleta, por el exceso de diseño, ornamentación y, últimamente, mediación digital. En la Era Neoboleta, la búsqueda de los orígenes superiores y espirituales de las sociedades ha sido reemplazada por el diseño de la originalidad -una copia original dirían los piratas musicales y de películas. El Alto Modernismo -por ejemplo en Adolf Loos o el grupo Stijl- trató de encontrar una esencia visual que mostrara la nobleza humana, más allá de los contextos y culturas. Para llegar a esa esencia, había que despojar a las artes y personas de cualquier rasgo ornamental, limpiar las formas hasta dejarlas puras, con lo que podríamos inferir que lo boleta es un rasgo excremental y todo expresionismo -con sus excesos de materia flotante- una cloaca antihumanista; y si los 7 colombianismos incluyen todo tipo de vocabularios, también sería un delito, una degeneración (de hecho, “Arte degenerado” llamaron los Nazis al expresionismo).

Siguiendo con nuestro cuestionamiento y precisándolo de otra manera, ¿cómo es posible producir arte-boleta en la época en que la nobleza no es un ente exterior al Ser sino que puede construirse personalmente, al punto en que ocho billones de personas creen ser “originales”? Hal Foster lo enuncia como la posibilidad de diseñar lo que antes era natural, desde los jeans hasta los gen[e]s. Pero ahí está la clave de posibles respuestas: aunque 8 cualquier persona cree que puede diseñar lo que antes era natural (los programas televisivos tipo reality diseñan dones y talentos, por ejemplo), su búsqueda todavía es la búsqueda de algo esencial y metafísico. Es posible que la Era Neoboleta llegue al punto en que esta creencia naive en lo metafísico, esto último mediado por lo extremadamente materialista, desaparezca, pero mientras tanto, lo boleta desde la herencia modernista sería lo exagerado que es simultánea y voluntariamente castrado de esencialidad, que incluye lo estrafalario, lobo y Kitsch, y que hoy en día son todavía operativas. Sin embargo, en la Era Neoboleta actual y en esta exposición Pintura Boleta, lo boleta sería lo contrario: lo sencillo pero excremental -en sus variantes anoréxicas y bulímicas-, aunque también lo decididamente abierto o falto de misterio (como los casos de corrupción que se quedan sin castigo siendo las pruebas altamente visibles a los ojos de todos, ¡que boleta!); lo que admite sinceramente la inmanencia total hacia dónde va la Era Neoboleta, matando este tipo de obras cualquier metafísica o asociación del objeto artístico con lo VIP. En fin, obras sin ninguna pretensión, arte boleta, ni siquiera la de ser arte pero que lo son solo por tener cara de arte y usar una estrategia tradicional como la pintura.

Por: Fernando Uhía
Profesor del Departamento de Arte

Inauguración

Jueves 15 de agosto, 5:00 p.m.

Conversatorio con los artistas

Jueves 29 de agosto de 2019.

Más detalles

Más información:

https://www.saloncomunal.co/